Artículo en  Teknokultura, Revista de Cultura Digital y Movimientos Sociales.
Volumen 15 – Nº 2. Editorial: Cibersomosaguas, UCM, Universidad Complutense de Madrid, (España). 2018. ISSN: 1549-2230

Resumen: Dice Santiago Alba Rico que asumir la condición de víctima para tener voz como sujeto político no debería ser el camino hacia una sociedad más justa. Sin duda estamos de acuerdo y por ello hacemos en este artículo un recorrido histórico por todas aquellas feministas que gritaron sus derechos y exigieron esa nueva sociedad por venir. Arrancando en la petición de damas de la revolución francesa en la que que, como su mismo nombre indica, unas damas pedirán la abolición total de los privilegios de los hombres hasta las Pussy Riots descubrimos a las sufragistas, con Emmeline Pankhurts Goulden, seguimos con las Black Panthers, con Angela Davis, y las Brown Berets, con Gloria Arellanes, las Riot Girrls y sus corolarios Pussy Riots y Guerrilla Girls.

Antes de arrancar nuestro recorrido de lenguaraces obstinadas y guerreras recordamos que también en la revolución francesa la elocuencia se hizo muy peligrosa y durante el terror post revolucionario las cabezas de todas las damas que osaran hacer uso público de la razón fueron desgajadas de sus cuerpecitos.

Por ello y tras nuestro recorrido nos preguntamos: ¿Es qué no hay otro modo?, a lo que decimos, no, no ha habido otro modo, y quizá siga sin haberlo.